domingo, 25 de mayo de 2014

SANTIAGO





Sufrió la persecución de la nobleza
Amó la religión de los cristianos
Nació para ser discípulo de Cristo
Tendió la mano a los peregrinos
Impresionó a los pobladores de la aldea
A los compañeros los supo respetar
Grandes fueron sus obras en la tierra
Olas de amor a los hombres les envía

No hay comentarios.: