domingo, 18 de mayo de 2014

CUMBITARA





Cuando bailo, mi espíritu se asombra
Utilizo los movimientos atrevidos
Muchas noches, bailando las penas se disipan
Buscando alivio para el alma y para el cuerpo
Invierto la energía, en dar descanso al alma
Tiemblo de emoción y de pasión
Al compas de ritmos melodiosos
Recuerdo los amores encantados
Al baile lo admiro y lo comprendo

No hay comentarios.: