domingo, 3 de junio de 2012

LA OROYA




La finca de placer
Al recostarme en la hamaca
Obedezco a la mulata
Reposando hasta el amanecer
Olvide que no eras mía
Y tus senos florecieron
Amapolas fueron

No hay comentarios.: